15 de Marzo de 2021 | 5:20 am

Farmacias como centros de salud

De acuerdo a la legislación vigente, las farmacias son centros de salud, y como tal deben y aportan a la salud de las personas a través de distintos servicios farmacéuticos, como la atención, la educación de pacientes y el consejo farmacéutico. No se puede hablar de un nuevo rol del químico farmacéutico, ya que este rol lo ha tenido siempre.

Los químicos farmacéuticos somos profesionales de la salud y como tal, debemos ser reconocidos, no sólo por la población, sino también por los otros profesionales de la salud.

Numerosas son las experiencias a nivel mundial, donde la farmacia cumple un rol en la prevención de enfermedades -a través de campañas en temas importantes para la salud pública- como el tabaquismo, las alergias de verano, la alimentación o la automedicación responsable, entre otras. Hoy incluso, se habla que las farmacias también pueden ser centros de vacunación para el Covid-19.

La farmacia es muchas veces el primer contacto de un paciente para resolver un problema de salud; el profesional se encuentra capacitado para ejercer el consejo farmacéutico y orientar no sólo con respecto a sus medicamentos, también aconsejar sobre los pasos a seguir, como derivar a un servicio de urgencia, médico u otro profesional.

La farmacia debe ejercer un rol más activo.

La atención farmacéutica es fundamental para guiar a que nuestros pacientes logren resultados con su terapia, de manera que esta sea efectiva, se puedan prevenir reacciones adversas y mejorar la calidad de vida. Y hoy, dado el contexto pandemia y nuevos procedimientos, podemos no sólo hacerlo presencial, sino que también debemos impulsar este servicio en modalidad online en aquellos pacientes que así lo requieran.

Marcela Pezzani V.
Directora Escuela de Química y Farmacia
Universidad San Sebastián